Ortoqueratología

¿Que es la Ortoqueratología?

La Ortoqueratología es un tratamiento, reversible y seguro que mediante la adaptación de unas lentes de contacto gas permeable específicas logra reducir la graduación que presenta el paciente de forma temporal modificando la curvatura corneal. 

¿Que ventajas comporta la Ortoqueratología frente a otros sistemas?

La ortoqueratología ofrece la posibilidad de obtener una buena visión sin la necesidad de someterse a cirugía ni de utilizar gafas ni lentes de contacto durante el día, utilizando las lentes únicamente durante la noche mientras se duerme. El tratamiento es reversible gracias a la estructura corneal que es flexible, plástica y moldeable de manera que al interrumpir el uso de las lentes, los cambios que se habían producido volverán a su estado inicial. Al no ser necesario ninguna ayuda visual durante el día se convierte en un sistema ideal para deportistas, personas que trabajen en ambientes con polvo o simplemente quienes tengan inconvenientes en el uso de gafas o lentes de contacto en un régimen de uso convencional. Una de las principales ventajas para la elección de la ortoqueratología es el posible control de la miopía en niños, ya que hay estudios científicos a nivel mundial que lo avalan como primera opción para el control de la miopía.  

¿Que inconvenientes tiene la Ortoqueratología?

El uso de las lentes de forma continuada es fundamental para que el tratamiento sea eficaz y la córnea no recupere su forma inicial. La velocidad de reducción de la graduación de un paciente varía para cada individuo, por esta razón, durante las primeras dos o tres semanas desde el inicio del tratamiento la visión podría no ser la más adecuada durante todo el día, en estas circunstancias unas lentes blandas desechables pueden ser necesarias, aunque le asesoraremos dependiendo de su caso. . El número de visitas que se deberán realizar es superior al habitual en una adaptación de lentes de contacto convencionales (de 6 a 8 visitas durante los primeros 3 meses). Es imprescindible el debido cumplimiento de las instrucciones proporcionadas por nuestro equipo para que los resultados sean los esperados. 

Riesgos de la Ortoqueratología

Los primeros tratamientos ortoqueratológicos se remontan a 1960 y en los estudios científicos que desde entonces se han realizado no se han documentado ningún riesgo dañino para los ojos, por tanto, no se esperan riesgos de salud ocular a partir del tratamiento de ortoqueratología, sin embargo existen, como en el caso de la adaptación de lentes de contacto convencionales, el riesgo de irritación transitoria o inflamación producida por una falta de oxigeno o un roce mecánico de la lente, no obstante estas complicaciones se resuelven con la interrupción del tratamiento de forma temporal o definitiva. La única complicación potencialmente dañina para el ojo, en este tipo de tratamientos, es la infección y la úlcera corneal que se da en muy pocos casos en usuarios de lentes gas permeable en régimen diurno. En caso de infección es necesario la atención y el tratamiento médico.

Ante la presencia de síntomas extraños como dolor, ojo rojo o secreción ocular, o si la lente provoca un persistente malestar, hemos de retirar la lente asegurándonos de una mejora inmediata. Ante cualquier duda debe contactar rápidamente con nuestro equipo.

¿Cómo funciona el tratamiento de Orto-K?

Las lentes que utilizamos para el tratamiento de ortoqueratología se diseñan especialmente para cada paciente de forma individual. Para su prueba inicial, se fabrica una lente nueva, totalmente individualizada, y que por sus características que no ha sido utilizada anteriormente por ningún otro paciente, ni se podrá usar por otro paciente diferente al usuario para el que ha sido diseñada. El sistema consiste en tomar una fotografía tridimensional de la córnea (topografía corneal) mediante un instrumento de alta precisión y mediante un software informático, especialmente diseñado para este tratamiento, con el cual se calcula y diseña la lente más adecuada para cada individuo, ordenando la fabricación detallada de esta lente al laboratorio quien se encarga de fabricarla utilizando la última tecnología. Este tipo de lente se elabora con materiales de hiperpermeabilidad al gas lo que les confiere una alta seguridad al dormir con ellas gracias al alto paso de oxigeno a través del propio material.

Debido a la geometría específica de la superficie posterior de la lente de Orto-k, la córnea va a ser modificada durante la noche, de tal modo que al cabo de unos días no será necesario utilizar ningún medio de compensación óptica.

El tratamiento de Orto-k es reversible y temporal. Esto significa que se deberán utilizar las lentes de forma continua todos los días y durante la noche para mantener los efectos del tratamiento. Por tanto la calidad visual dependerá del uso que se realice de las lentes de contacto.

Si se considera que los resultados no son aceptables, o bien se suspende o se interrumpe el uso de la lente, la córnea vuelve a su estado inicial y será posible utilizar una lente blanda o permeable convencional después del tratamiento. 

Planificación de las citas – Citas de control necesarias.

A continuación detallamos una posible planificacióne las citas, pero en cada caso, puede variar, pero ns da una idea aproximada de las visitas al centro:

Primera cita Información y estudio pre-liminar

Segunda cita Control y valoración después usar la lente aproximadamente 45 min.

Control 1 Después de una noche (Control mañana)

Control 2 Después de tres noches (Control mañana )

Control 3 Después de una semana (Control mañana y tarde)

Control 4 Después de tres semanas (Control mañana)

Control 5 Después de un mes (Control mañana y tarde)

Control 6 Después de tres meses (Control mañana)

Control 7 Después de seis meses (Control mañana)

Controles posteriores Cada 6 meses (mínimo) 

Mantenimiento, sustitución y manipulación de la lente. 

Todas las mañanas después de quitarse las lentes se limpiaran con el jabón especifico recomendado por nuestro equipo y luego serán sumergidas en una solución conservante no reutilizable dentro del estuche de las lentes de contacto.

Para colocar la lente en el ojo es necesario utilizar 1-2 gotas de solución humectante sobre la cara interna de la lente de contacto y/ o en el ojo.

Las lentes no deberán aclararse nunca con agua del grifo antes de situarlas en el ojo por la noche,es recomendable aclararlas con solución salina.

Las lentes de Orto-k deberán ser sustituidas después de un año de uso. 

Para cualquier duda o consulta no dude en ponerse encontacto con nosotros.